(75)

¿Es una cárcel? No, es un colegio

Ladrillo por aquí, ladrillo por allá para formar un bloque compacto. Así se erigen las nuevas estructuras del colegio fiscal Copacabana, en la zona Villa Copacabana de La Paz. Se trata del área de canchas de volibol y básquet, además de baños. Desde la calle, la mole resulta abrumadora.

Nueva estructura colegial.

Ayer, en menos de 12 horas, se registraron dos violentos casos de feminicidio en Cochabamba. Según registros de la plataforma ¿Cuántas Más?, en 2015 ya son 23 las muertes, pero en sólo 3 casos se concluyó el proceso penal con culpables sentenciados a 30 años de cárcel, sin derecho a indulto. Algunas organizaciones dedicadas a la lucha contra la violencia de género consideran que sanciones más duras para los victimarios o programas de prevención dirigidos sólo a mujeres no resolverán nada. Inter Redes trabaja para integrar a los varones. 

El Día del Peatón es una fecha institucionalizada en el calendario boliviano. Surgió en Cochabamba como una iniciativa para resguardar el medio ambiente de la contaminación que en gran parte es provocado por el creciente parque automotor de las regiones urbanas. Aunque la iniciativa fue bien acogida por la población, en sus últimas versiones se ha ido desvirtuando e incluso ha llegado a contradecir sus principios.

Santa Cruz contaminada

El ciclista y activista Juan Marcelo Castro Melgar publicó en su muro de Facebook, el 2 de septiembre, la foto de una Santa Cruz velada por el humo. En octubre de 2014, informaba El Deber, el Sistema de Alerta Temprana de Incendios y Focos de Calor (Satif) había reportado que al menos 20 municipios cruceños, de los 56 que conforman el departamento, estaban afectados por focos de calor, debido a los chaqueos e incendios; la lista mencionaba a Yapacaní, El Puente, Charagua, Santa Rosa del Sara, San Ignacio de Velasco y Ascensión de Guarayos. El humo, claro, no tiene limites y llega adonde el viento lo lleve.

 

Richard Mateos es ciego de nacimiento, periodista, historiador, documentalista español y activista por los derechos e inclusión de personas con capacidades especiales. Por donde va se preocupa de mover a pensar a ciudadanos y administradores de servicios sobre el trato discriminatorio que comercios, restaurantes y otros espacios públicos brindan a gente como él. “La Paz es una ciudad un poco más amigable para los no videntes, en comparación con ‪‎Santa Cruz, sin embargo, falta mucho”, comenta minutos antes de abordar el bus municipal Pumakatari.

Que los edificios del casco histórico de Santa Cruz se caen a pedazos es algo visible y conocido desde hace algún tiempo. En julio se derrumbó el muro de una antigua casa de la calle Seoane esquina Libertad. El "arreglo" fue tapar el hueco con una plancha de aluminio. Un mes después, el remiendo sigue ahí, y los tejados de otras construcciones siguen desprendiéndose sobre las aceras y en algunos muros el moho le gana espacio a la pintura.

Apenas se abre la puerta de metal de la morgue que, pese a reiterados anuncios de traslado sigue en predios del Hospital de Clinicas de La Paz, y el olor que sale golpea como no es posible describir con palabras. La gente que está afuera se aleja cuanto puede. De la oscuridad del lugar donde se hacinan los cuerpos salen hombres que, de no ser por la tragedia que allí literalmente se respira, moverían a risa: gorro de ducha, ponchillo de nylon que se vende en las calles en días de lluvia, guantes transparentes, barbijo y bolsas negras de nylon atadas a los pies. Así trabajan los policías del Instituto de Investigaciones Técnico-Científicas de la Universidad Policial (IITCUP). Alguno de ellos responde a la mirada de sorpresa: "nosotros compramos todo esto, nadie nos provee de material". Todos se despojan de las bolsas-bota y las depositan en un cubo de basura, al descuido, de manera que pronto el viento se las lleva por ese lugar de tierra que colinda con una cancha.

Según la escritora Claudia Michel, los repartidores vehiculares cochabambinos, construidos en riberas del río Rocha, son espacios que anudan no sólo el transporte, de un extremo a otro de la ciudad, sino también sus diferencias y conflictos. Es así que se convierten en espacios ideales para manifestaciones artísticas contestatarias. Recientemente algunas de estas expresiones de arte urbano, murales y graffitis ubicados en el puente Cobija, han sido borrados por personal del municipio.

Página 4 de 10

lp15

 

La Paz - 71597592
Cochabamba - 71786333
Santa Cruz - 71528022

 

cc