El uso y apropiación de los cuerpos de las mujeres es sólo un ápice de una estructura secular y monstruosa sostenida históricamente por la dominación y la violencia hacia la mujer, la infancia y la naturaleza. Esta violencia ha trascendido a múltiples dimensiones y se ha manifestado con diferentes estéticas y herramientas que han pasado del simple cincel a las nuevas tecnologías que, hoy por hoy, determinan y modifican constantemente la dinámica de nuestras relaciones sociales.

La economía boliviana ha cerrado bien el año 2014. Las estimaciones señalan que el crecimiento del PIB superó el 5 por ciento, con lo que se tiene un crecimiento acumulado anual, en el segundo periodo de gobierno del Presidente Morales, del 5,3 por ciento, un buen indicador para las características estructurales de nuestra economía. Esta situación se explica por las altas exportaciones que el país realizó lo que le permitió financiar todas las importaciones que requiere la actividad económica. Jugó también un rol importante el alto gasto público.

A raíz de la publicación de La Pública sobre el tratamiento que la televisión nacional hace del cuerpo femenino, una especialista en Psicología Sistémica y Violencia de Género escribe sobre los estereotipos que se trasmiten a través de las ondas para quedarse anclados en nuestra sociedad.

 

El párroco en cuestión pidió certificado de matrimonio de los padres y de los padrinos. Le expliqué que tanto padres como padrinos somos casados por civil, pero dijo y, cito textualmente, “como la niña no puede elegir a sus padres”, al menos hay que elegir correctamente a sus padrinos, quienes deben estar casados por la Iglesia Católica. Incluso, llegó a señalar que, precisamente por esto (para evitar el rechazo de la Iglesia Católica), los padres deberíamos pensar muy bien antes de hacerle daño a nuestros hijos. Mi indignación iba aumentando de forma exponencial.

 

 

En los últimos días se ha podido observar en las redes sociales cómo las cuentas de la ATT llevan hasta 46 semanas sin actividad. Lo que demuestra que esta institución pública no está interesada en cuidar su imagen ante el ciudadano ni en adaptarse a los canales de comunicación del siglo XXI, que son más eficientes en su propósito. Siguen empeñada en obstaculizar lo más posible cualquier trámite o relación del ciudadano con su feudo.

Me siguen llamando Charlie

 

Lo ocurrido en la redacción de la revista Charlie Hebdo nos trae 12 muertos para sumar a la larga lista de los asesinados por la intolerancia desde que comenzamos a vivir en las cavernas (peleándonos por el fuego, seguramente) y que en pocas horas ha logrado que se sumen muchos más, asesinando rehenes, asesinando sospechosos, asesinando secuestradores, asesinando asesinos.

Cuba, realidad y discurso

El caso Cuba-EEUU hace evidente que gracias al comercio internacional todos ganan, como sucede con el comercio al interior de un país. En Cuba se impuso la realidad ante el mero discurso marxista; su gobierno se dio cuenta de que no tener un comercio normal con EEUU les perjudica enormemente en sus aspiraciones de avance económico. Por esta razón, hace rato que ha invocado al bloqueo norteamericano como causa de su atraso económico, en contradicción con su pregonada ideología marxista.

Un chico perdido entre chicas

La autora del presente relato tiene 15 años. Su mirada sobre una realidad que ella ve cambiante es traducida en una breve ficción que es compartida con La Pública como un aporte para debatir sobre las diferencias entre sexos. ¿Qué sentirá un chico en un colegio en el que las chicas son mayoría?

Página 11 de 14

lp15

 

La Paz - 71597592
Cochabamba - 71786333
Santa Cruz - 71528022

 

cc