Jueves, 23 Julio 2015 17:16

"Fotógrafos" acechan a estudiantes de colegio

Escrito por

Planfletos que invitan a sesiones fotográficas o autos desde donde se toman fotos a estudiantes a la salida del colegio son algunas de las formas en que las redes de trata y tráfico podrían estar actuando en Bolivia. La trata interna es tan real como la trata internacional, indica la Alianza Libres sin Violencia, que junto a varias instituciones está preocupada por informar a las familias sobre las medidas de precaución que deben tomar.

La Pública / Santa Cruz y La Paz

"¡Salga inmediatamente de aquí!", se oyó el grito de la directora de un colegio de la zona este de La Paz. Carlos, adolescente de 14 años, lo cuenta entre divertido y alarmado. "El señor, uno bajito, flaco y con lentes de sol, estaba repartiendo papelitos con datos de un lugar donde nos iban a tomar fotos para publicidad", recuerda. "Nos dijo que llamáramos al número que estaba en el papel, una fotocopia mal hecha, si queríamos modelar ropa; que incluso nos iban a fotografiar en el teleférico".

Alguien avisó a la directora y ella salió corriendo de su oficina y el grito lo lanzó desde el balcón del segundo piso.

El hombre no supo qué decir. De inmediato se armó un lío en el patio. El portero, convocado por la directora, explicó que lo había dejado entrar porque él le dijo que iba a pagar las pensiones de una sobrina. Tal sobrina no existía. El regente, asustado por los gritos de la directora, jaloneó y sacó a empujones al intruso", cuenta Camila, chica de 13 años que no recuerda dónde dejó el papelito. "Había muchos tirados en el patio porque los chicos los dejaron por ahí y no se me ocurrió guardar ninguno".

El caso, sucedido antes de la vacación invernal de 2015, fue contado semanas después por Carlos a sus papás. Lo hizo a la hora de almorzar, como quien recuerda una aventura entretenida. Lo malo, dice la directora del establecimiento entrevistada por La Pública (cuyo nombre se ha pedido guardar en reserva), es que "no se nos ocurrió detener al hombre ese momento o conservar los papeles que repartió; me preocupó tanto el asunto que sólo atiné a echarlo del colegio". Lo más que hizo fue "amenazarlo con llamar a la policía si volvía a verlo cerca". 

René, padre de Carlos, no lo puede creer. "Qué peligroso. El colegio tiene que garantizar la seguridad de nuestros hijos. Cuando voy a pagar pensiones, tengo que tocar un timbre y el portero abre un candado enorme para dejarme pasar. Me pregunta qué deseo; pero, ahora que lo pienso, tampoco es que me exija más información antes de abrirme. Yo siempre he pensado que es porque ya me conoce, pero veo que puede despistarse". 

En la zona Este paceña, donde está el colegio de marras, hay muchos establecimientos, entre privados y públicos. Los colegios Vida Nueva, Cristo Rey, Lijerón... Muchos niños y adolescentes van y vienen, no siempre acompañados por sus padres. "Al salir del colegio ese día", asusta Carlos aun más a su papá, "el hombre seguía repartiendo papelitos en la calle; y luego lo vi bajando por el colegio Copacabana".

Fotografías desde un auto

Otra manera de conseguir fotografías de menores es monitorearlos a distancia. En la zona oeste de Santa Cruz, una madre recogió a sus dos hijos de la puerta del colegio y juntos cruzaron la calle dando brincos unos y corriendo la otra. Ella se tropezó y terminó de cara en la ventanilla del conductor de un automóvil parqueado. Todo pasó muy rápido, pero ella pudo ver claramente que el conductor tenía una tablet con fotos de adolescentes y que sobre el capó del coche había una cámara que filmaba apuntando hacia la puerta del centro educativo.

La mujer siguió su camino y el automóvil la siguió para luego intentar como cerrarle el paso. Ella cambió de rumbo y el automóvil volvió a aparecer en otra esquina, hasta que la asustada madre optó por refugiarse con sus hijos en la iglesia del barrio. Esto sucedió hace unos días, segunda semana de julio de 2015, y el caso ya está siendo gestionado por las autoridades, el colegio y los padres, quienes prefieren reservar sus datos por temor, según han indicado a La Pública fuentes del centro.

"800 personas han desaparecido en 2014: 60% eran mujeres y sólo 40% han regresado a sus hogares. La trata no es sólo internacional, también hay mucha trata internta", indica Leslie Cedeño, abogada de la Casa de la Mujer. Esta institición es una de las 26 que forman la Plataforma de Lucha Contra la Violencia, que a su vez es parte de la Alianza Libres sin Violencia. El objetivo de esta última es luchar por los derechos de las mujeres bolivianas por una vida libre de violencia, trata y tráfico. Esta movilización empezó el día 22 de julio con conferencias de prensa en las nueve ciudades capitales.  

La campaña consiste en colocar 5.000 afiches en todo el país para explicar los pasos que deben seguirse para denunciar la desaparición de una persona. El material indica a qué instancias acudir y qué se debe hacer para lograr una atención eficiente en un proceso en el que actuar con rapidez es decisivo. Los afiches serán puestos en las terminales de transporte, aeropuertos, puntos de peaje, barrios, escuelas, Defensorías de la Niñez y Adolescencia, oficinas de la Fuerza Especial de Lucha contra el Crimen (FELCC) y otros puntos claves. 

 Afiche ALSV trata final web

Ruta de información para denuncia en caso de persona desaparecida. Imagen: Cortesía de Alianza Libres sin Violencia.

Los organismos sociales que promueven la campaña han solicitado a las gobernaciones que la sociedad civil sea incluida en los Consejos Departamentales contra la Trata y Tráfico de Personas, como establece el artículo 16 de la Ley integral contra la Trata y Tráfico de Personas (Ley Nº 263), pues así se estipuló hace dos años y hasta la fecha no se ha ejecutado. 

La Plataforma de Lucha contra la Violencia, por su parte, exige diez puntos:

- Fortalecimiento de los recursos humanos y materiales de la División de Trata y Tráfico dependiente de la FELCC.

- Creación de la división de personas desaparecidas y búsqueda con especialistas cuyos cargos sean permanentes.

- Atención ágil y oportuna a los familiares de los desaparecidos.

- Reducción del tiempo de espera para iniciar una búsqueda, que actualmente es de 48 horas. 

- Comparación entre los documentos de identidad de viajeros y las listas de personas desaparecidas en todos los puntos de peaje y trancas interdepartamentales e interprovinciales.

- Adhesión de fiscales con dedicación única y prioritaria a la investigación de la División de Trata y Tráfico o delitos asociados.

- Cumplimiento de la ley por parte de las empresas de transporte en cuanto a exigir la documentación completa a cada viajero.

- Celeridad para los procesos judiciales referidos a delitos de trata y tráfico.

- Control permanente a las agencias de empleo por parte de Ministerio de Trabajo

- Creación de planes, proyectos y presupuestos para el Consejo de Trata y Tráfico con la participación de la sociedad civil, de acuerdo a la Ley 263.

 

 
Visto 5192 veces Modificado por última vez en Martes, 28 Julio 2015 18:42
La Pública

La Pública es un proyecto que busca crear y gestionar espacios para el ejercicio ciudadano a través de redes sociales y fuera de ellas, articulando para ello el periodismo digital y el activismo.

fb htw hyt h

lp15

 

La Paz - 71597592
Cochabamba - 71786333
Santa Cruz - 71528022

 

cc